es.detiradugi.com
Artículos Sobre La Aptitud Y El Cuerpo Humano


Fat Burner Funciona? ¿Qué es y cuál es el mejor?

El camino hacia la pérdida de peso es, para muchas personas, largo y lleno de dificultades. Obtener el cuerpo deseado nunca es tan fácil como parece, sobre todo para quien tiene tendencia a la acumulación de grasa corporal. Frente a todas las dificultades, no se admira que sea posible encontrar en el mercado suplementos que prometen ofrecer una considerable ayuda.

Los llamados Fat Burners (quemadores de grasa) se perfeccionan constantemente y conquista cada vez más consumidores. Pero, ¿qué es exactamente un Fat Burner? Estos complementos funcionan incluso? ¿Cómo se deben tomar?

¿Qué es Fat Burner?

Fat Burner es un nombre comercial utilizado para muchos productos que, en realidad, muy variados. Todos se destinan al mismo objetivo: ayudar al consumidor a perder grasa corporal. Sin embargo, a pesar del mismo nombre, diferentes productos promueven (o dicen promover) esos efectos por medios muy diferentes.

La mayor parte de los Fat Burners se compone de una variedad de elementos sobre los cuales hay la creencia de que auxilian en alguna etapa del metabolismo a fin de aumentar la quema de grasa. Hay sustancias que prometen acelerar el metabolismo, otras que prometen auxiliar en la liberación de grasa de las células y en su transporte.

Los llamados termogénicos prometen aumentar el gasto de energía del cuerpo, estimulando la producción de calor. Otras sustancias, aún, prometen regular la producción y la actuación de hormonas clave (sobre todo las hormonas de la tiroides y la insulina). Las funciones se acumulan, llegando al control del apetito y pasando a propiedades diuréticas y por promesas de evitar que las grasas consumidas sean absorbidas por el organismo.

Cada Fat Burner, en general, posee su propia combinación de ingredientes y efectos prometidos. Los ingredientes utilizados, su dosificación y combinación determinan en gran medida la eficacia del suplemento.

Todo Fat Burner Funciona?

La eficacia de los Fat Burners es una cuestión muy compleja. Mientras que hay sustancias cuya eficacia es reconocida (como la efedrina, cuyo uso trae serios riesgos para la salud), hay otras cuya eficacia es extremadamente cuestionable (como, por ejemplo, el extracto de té verde).

La pregunta exige, por lo tanto, una respuesta ambigua: hay Fat Burners que funcionan, y hay otros que no. Cada uno de ellos debe ser evaluado por sus ingredientes, que pueden o no ser eficaces. Más que eso, cada uno de ellos puede ser más o menos eficaz dependiendo de la persona que lo consume: un Fat Burner a base de cafeína puede ser eficaz, pero ciertamente no será para una persona resistente a la cafeína.

La publicidad y los mitos que se construyen alrededor de las opciones de Fat Burner, sin embargo, sólo sirven para generar más confusión. No existe ninguna sustancia segura que sea capaz de proporcionar efectos milagrosamente rápidos e intensos, de modo que se recomienda al usuario extrema cautela y escepticismo.

Cuidados Necesarios

Se necesita mucha precaución en el consumo de un Fat Burner. Las sustancias utilizadas a menudo son peligrosas en altas dosis, y otras no deben consumirse en ninguna hipótesis, sobre todo la efedrina. Los termogénicos son especialmente peligrosos, y no deben ser consumidos sin orientación médica.

Los cuidados deben ser tomados en tres direcciones: ingredientes, procedencia y dosificación. En primer lugar, asegúrese de que los ingredientes utilizados son seguros. A pesar de la inmensa cantidad de ingredientes, es posible encontrar información sobre prácticamente todos. En caso de duda, no utilice el suplemento.

A continuación, se debe verificar la procedencia. Muchos suplementos afirman utilizar sustancias seguras, pero secretamente están llenos de sustancias peligrosas e ilegales para garantizar los efectos. Si el complemento pasa en la prueba de confianza, sólo falta establecer la dosificación: se recomienda comenzar con la menor dosis posible y sólo aumentarla lentamente. Procure informarse sobre la mayor dosis permitida, y jamás sobrepasarla.

Cómo tomar un Fat Burner

Si se observan las medidas de seguridad, tomar un Fat Burner puede ser de gran ayuda para quien busca perder peso. Sin embargo, para que los efectos deseados sean obtenidos, es necesario que el suplemento sea tomado de la manera correcta.

La primera necesidad es recordar que Fat Burner jamás hará todo el trabajo solo. Además, se debe tener en cuenta que, gradualmente, esas sustancias pasan a ser toleradas por nuestro cuerpo y perder su efecto.

Es necesario, por lo tanto, combinar el Fat Burner con un programa consistente de ejercicios físicos y con una dieta equilibrada. No hay el menor sentido en hacer su cuerpo más apto a la quema de grasas si, a través de la alimentación y el sedentarismo, usted está acumulando calorías más rápidamente de lo que puede perder. Aunque los elementos del cálculo son muchos, no hay como escapar de la fórmula general: si consumir más calorías de lo que gasta, no se adelgazará.

El problema de la creciente tolerancia a las sustancias de los Fat Burners debe abordarse a través del consumo cíclico: es decir, alternando períodos de consumo de Fat Burner con períodos de abstinencia. La periodicidad ideal varía según el suplemento y según las características corporales de una persona, de modo que es necesaria alguna experimentación. Una periodicidad popular es, sin embargo, dos semanas de consumo seguidas por una semana de abstinencia.

Cómo elegir el mejor Fat Burner

La inmensa diversidad de sustancias, así como sus numerosos efectos dudosos, hacen la búsqueda del mejor Fat Burner muy difícil. La adaptación de la persona a las sustancias es, además, un factor más en la complicada ecuación a ser resuelta.

La elección en términos de eficacia, por lo tanto, necesita ser hecha con una dosis de experimentación. Además, es importante informarse sobre los efectos de las diferentes sustancias, así como sobre la reputación de cada complemento y marca.

Además, se debe practicar el escepticismo en la elección: productos que prometen efectos irreales son, por regla general, mentirosos. La seriedad del consumidor, en esos momentos, puede hacer la diferencia. Elija un suplemento que ofrezca una ayuda segura, aunque pequeña - y sepa que el trabajo duro de la dieta y de los ejercicios todavía le toca a usted.


¿Por qué no?

¿Por qué no?

Usted seguramente ya vio que la cafeína hace mal o hace bien en innumerables revistas y sitios especializados en salud, además de escuchar en conversaciones con amigos y médicos por ahí. Y si por casualidad todavía está en duda sobre los verdaderos efectos de la cafeína, sepa que no está solo. La sus

(demacración)

¿Aceite de Hígado de Bacalao Engorda o adelgaza?

¿Aceite de Hígado de Bacalao Engorda o adelgaza?

El aceite de hígado de bacalao es una sustancia rica en vitamina A y vitamina D y que puede ser utilizada para tratar problemas de salud como colesterol alto, alto índice de triglicéridos y enfermedad de los bacalao, como el propio nombre indica, los riñones asociados a la diabetes, la hipertensión arterial, la enfermedad del corazón, la osteoartritis (enfermedad degenerativa de las articulaciones), depresión, lupus eritematoso sistémico (LES, o simplemente lupus), glaucoma, otitis en el oído medio y heridas en la piel. El acei

(demacración)