es.detiradugi.com
Artículos Sobre La Aptitud Y El Cuerpo Humano


10 Consejos para la Dieta para la Diabetes Tipo 2

Sabemos que los casos de diabetes son cada vez más comunes en la población, y también sabemos que ese factor es consecuencia de la alimentación irregular que las personas adopta ante una rutina atribulada y con poco tiempo disponible para disfrutar del sabor de las comidas. No es secreto para nadie que una dieta es esencial para que las personas controlen los niveles de azúcar en el torrente sanguíneo, principalmente en casos de diabetes tipo 2.

Sabemos que no hay cura para todos los casos, pero siempre se recomienda una dieta para diabetes tipo 2, indicada por un médico, para que así la persona pueda mantener su nivel de azúcar con seguridad. Conocer un poco más sobre qué alimentos pueden ayudar en ese control y evitar los casos de hiperglucemia puede mejorar significativamente la calidad de vida de esas personas, para que puedan convivir mejor con los síntomas, reacciones y no dejen de tener una buena calidad de vida.

Síntomas de la diabetes tipo 2

  • Aumento del apetito;
  • Visión borrosa;
  • fatiga;
  • Exceso de sed.

1. Uso adecuado del medicamento y cuidado de la hipoglucemia

Los diabéticos conviven con el desequilibrio en los niveles de azúcar en el torrente sanguíneo. Se habla mucho en el peligro que los casos de hiperglucemia puede ofrecer, pero el uso de medicamentos para reducir ese peligro puede ocasionar una caída drástica en esa cantidad de azúcar, lo que puede necesitar un aumento repentino en los niveles de glucosa. El azúcar es considerado como enemigo de la diabetes, pero en casos de hipoglucemia, se recomienda sólo una cuchara de azúcar o de miel, nada de exageraciones.

2. Evite el sodio, el colesterol, las grasas trans y las saturadas

Es necesario evitar alimentos que son ricos en sodio, colesterol, grasas trans y saturadas, ya que pueden elevar el riesgo de enfermedades del corazón e incluso derrames. Todos sabemos que los alimentos con grasas malas deben ser evitados, pues las variaciones en los niveles de colesterol pueden resultar en consecuencias para la diabetes; por eso, intente sustituir la carne en su plato por peces de agua fría y ricos en omega 3, como caballa, arenque y salmón. El aceite de oliva, el aguacate, las nueces también son ricos en los mismos nutrientes, por lo que pueden ser incorporados a una dieta para la diabetes tipo 2. Entre las carnes, también podemos destacar que los siguientes alimentos deben ser evitados:

  • Carne roja;
  • Frutas ricas en azúcar, banana, pasas, albarico, uvas, naranjas, etc;
  • tocino;
  • Alimentos industrializados y procesados;
  • Lácteos ricos en grasa, como algunos tipos de quesos.

3. Equilibrio de los nutrientes

Equilibrio debe ser la palabra clave para las personas que deben adoptar una dieta para la diabetes tipo 2. Es fundamental equilibrar el consumo de grasas, carbohidratos y azúcares. Por un lado, los carbohidratos procesados ​​y refinados pueden ser malos para usted, sin embargo, granos integrales y fibras alimenticias son beneficiosos en diversos aspectos.

Los cereales integrales son ricos en fibra, vitaminas y minerales, además de ayudar en la salud del sistema digestivo y pueden contribuir a que usted se siente saciado después de comer. A continuación usted podrá identificar algunos de los alimentos que deben tener presencia garantizada en su dieta para la diabetes tipo 2.

  • Vegetales de hojas verdes;
  • frutos secos;
  • Granos integrales;
  • Productos lácteos con bajo contenido de grasa;
  • Frijoles y guisantes (de forma dosificada);
  • Frutas frescas y de bajo contenido de azúcar, como frambuesas, moras, peras, melones, arándanos, cerezas y mucho más.

Consulte también: ¿Qué té para la diabetes ayuda a la glucosa?

4. Cuidado con los carbohidratos de rápida absorción

Los almidones son otro tipo de alimento que su cuerpo podrá convertir en glucosa en el torrente sanguíneo. No sólo se comportan como fuente de energía, sino también como vitaminas, fibras y minerales. El almidón de granos integrales es más sano, pues puede maximizar la nutrición y aún ser digerido de forma más lenta. Se recomienda consumir una pequeña porción de almidón en cada una de sus comidas en una dieta para la diabetes tipo 2. Priorizar las versiones integrales de masas, cereales, arroz, galletas

5. Hacer comidas frecuentes

Si usted tiene diabetes, debe comer pequeñas comidas a lo largo del día, así que usted puede evitar picos innecesarios en su nivel de glucosa. Es importante resaltar que su cuerpo necesita más azúcares y carbohidratos para la realización de las actividades físicas, por eso, adueve comidas moderadas antes y después de los entrenamientos.

Sus características particulares, como peso, edad, altura, niveles de ejercicio y otros factores pueden requerir modificaciones en su dieta, por lo que es importante tener un monitoreo, principalmente para evitar que los casos se agraven ante una alimentación irregular.

6. Pierda peso y quédate activo

Usted puede pensar que perder los kilitos más sólo ayudará en la mejora de la autoestima, pero ese es un error. Reducir el peso proporcionará también la reducción en los niveles de azúcar en la sangre y de colesterol, así mejorando también la presión arterial, la cual debe ser monitoreada para que su cuerpo se mantenga siempre en estado de seguridad y con salud garantizada.

La combinación de los ejercicios físicos regulares junto a una dieta para la diabetes tipo 2, rica en alimentos integrales, frutas, legumbres y alimentos lácteos con bajo contenido de grasa, puede ayudar en la reducción del porcentaje de grasa; por eso, no piense que perder peso es sólo futilidad, es para su propio bienestar. Usted puede mejorar su calidad de vida a través de la adopción o sustitución de nuevos hábitos, como sustituir el uso de ascensores por escaleras, consumir más agua, hacer caminatas y mucho más.

7. Deje de fumar

Si usted es fumador, pare. Los investigadores afirman que fumar puede acelerar la aparición de complicaciones relacionadas con la diabetes. Así, busque no sólo orientación médica para la dieta, sino también para la interrupción de ese hábito perjudicial.

8. Disminuir el estrés

Relájese. Si usted está conviviendo con el estrés, su cuerpo puede reaccionar negativamente, afectando adversamente los niveles de glucosa en la sangre. Normalmente no es el estrés que ofrece directamente consecuencias a la diabetes, sino las influencias comportamentales originadas de él, como errores en la alimentación, respiración irregular, sueño irregular y oscilaciones de humor. Usted puede relajarse de diversas maneras, desde reservar más tiempo para dormir o hasta adoptar el hábito de meditar.

9. Fuga de dietas de moda

Usted debe reconocer que su cuerpo tiene particularidades y puede no reaccionar de forma positiva frente a una dieta sin fundamentos comprobados. Por eso, si desea perder peso o controlar los niveles de azúcar en la corriente sanguínea, busque orientación médica, pues sólo un profesional podrá evaluar exámenes y reconocer sus reales necesidades, para que así pueda recomendar su dieta para diabetes tipo 2, de acuerdo con cada característica personal. Si usted adopta cualquier dieta, puede contribuir a las modificaciones corporales que usted no desea, y también inducir las consecuencias para su salud.

10. Consuma menos alcohol

Si usted consume a menudo bebidas alcohólicas, limite esa ingestión. El exceso de alcohol puede llevar a la ganancia de peso y aún aumentar los niveles de presión arterial y triglicéridos en el torrente sanguíneo. Se afirma que eventualmente los hombres no deben consumir más que dos porciones de bebidas alcohólicas, y las mujeres no deben consumir más que una.


7 Recetas de Mousse de Maracuyá Dukan

7 Recetas de Mousse de Maracuyá Dukan

La receta de mousse de maracuyá es la más tradicional y apreciada por las personas. Tal vez ese sabor azedito sea lo que agrada a la mayoría de los paladares. Si usted está siguiendo una dieta Dukan, pero no quiere renunciar a este tipo de postre, quédese tranquilo. Ver más: Dieta Dukan - alimentos permitidos y fases. La d

(dieta)

¿Por qué la Densidad Nutricional es la clave para perder peso

¿Por qué la Densidad Nutricional es la clave para perder peso

Densidad nutricional se refiere al nivel de nutrición por algún volumen específico de alimentos. Los alimentos ricos en nutrientes tienen muchos nutrientes, generalmente con menos calorías. Todos estos sobrealimentos sobre los que has oído hablar son densos en nutrientes. Los alimentos con alto contenido de energía tienen más calorías para el volumen de alimentos y menos nutrientes. Cómo f

(dieta)